Guillermo Kuitca

Guillermo Kuitca

1961, Buenos Aires, Argentina

 Guillermo Kuitca, es sin duda el artista contemporáneo más importante de Argentina. Su carrera empezó con una primera exposición de pintura a los trece años. Su obra ha capturado el interés tanto de Estados Unidos como de Europa, debido en gran parte a que establece de manera única sistemas narrativos integrados por formas y patrones repetitivos y representados  en ambientes psicológicos, muy a la manera de los artistas neo conceptuales de la década de los 80.

 Los temas de la obra de Guillermo Kuitca podría parecer que se reducen a uno solo, planos; arquitectónicos, geográficos y genealógicos. Toda su obra se basa en la estructura, la abstracción del espacio. La  estructura que conforma todo lo existente y nos permite entenderlo, y que en su obra tiene un sentido igual de importante; sustenta un escenario que representa al espacio cotidiano, completamente expuesto a la vista del espectador -quien tendrá por lo tanto una visión total del mundo- remite a un espacio vacío, que para la pintura es “la no representación”, y para el sujeto puede ser cualquiera de dos cosas, un lugar abandonado, por lo tanto uno esta aislado en el, o un lugar en el que va a suceder algo o ha sucedido algo en otro tiempo, lo que nos coloca de nuevo en la posición de abandono e incertidumbre.

 La memoria es otra constante de la obra de Guillermo Kuitca, quien la explica como obsesión y el trauma. Lo que siempre nos hace partir, pero que nos lleva de regreso al mismo punto en donde empezamos. Se trata no solo de la memoria personal, sino muy por el contrario, de la memoria cultural, en dónde cuando algo sucede y no es entendido el sujeto o el pueblo queda aislado por la no pertenencia, por la falta de comunión. Así Kuitca critica la hegemonía cultural impuesta por Europa, no solo para el mundo del arte, sino también para la Historia, y nos hace pensar en la búsqueda de identidad y de los pensamientos propios como un mero juego de pérdida de la memoria.

 Bajo la premisa de la recuperación de la memoria, Guillermo Kuitca toma un tema que por antonomasia relacionamos con la cultura occidental, La Enciclopedia y emprende a trabajar en una serie en la que rescata las ilustraciones que se hicieron de planos de palacios y castillos para la primera colección enciclopédica recopilada por Denis Diderot  y Jean D’Ambert.

 De esta serie se desprenden dos interesantes obras L’ Enciclopedie (Marble Floor Plan of the Church of Val de Grace, Paris), 2000. E International Pavillion, 2000.

La primera se trata de un plano arquitectónico de planta, de una iglesia parisina, al que después de un elaborado trabajo en el mosaico del piso se le he vertido agua. Así, se desdibuja el plano, el espacio, creando una imagen poética de un espacio que no existe y retando a la memoria en busca de un recuerdo que vincule la noción de espacio creado por el plano y la realidad.

 International Pavillion, 2000,  es una pintura mucho más irónica,  el escenario de un teatro es retratado y la figura que domina la composición es un carrusel de aeropuerto en el que se ven algunas maletas todavía dando vueltas, lo que nos hace suponer que es un espacio habitado por el hombre y diseñado por él también,  para mostrara los  “especimenes” de otras partes del mundo. Una compilación enciclopédica que concentrará la sabiduría en un “escenario” privilegiado.

 

2002.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s